domingo, 11 de junio de 2017

Una planta y un hormiguero por el mismo precio.

Habéis comprado alguna vez un hormiguero? Yo sí. Que no fuera consciente no significa que no lo haya adquirido. Pero además, es que no me lo han cobrado!! Qué contenta estoy con un hormiguero dentro del cepellón de mi Cornus sanguinea (Cornejo rojo) !!
Ahora en serio. Esta mañana mi ayudante se ha dispuesto a plantar el Cornus que había adquirido hace unos días en un vivero de Madrid. Me gusta mirar y remirar las plantas antes de meterlas en tierra. A veces no sé ni qué miro pero las reviso. Es una costumbre de siempre. Las saco del contenedor, observo el estado de sus raíces. Veo la tierra. Compruebo que no tengan insectos o cosas raras...aprovecho para eliminar ramillas u hojas muertas, en fin, las acicalo un poco mientras reviso en qué estado está el cepellón de la planta antes de verlo desaparecer bajo tierra.
Estaba buscándole la ubicación correcta cuando me percato que una hormiga sube justo desde la base de los tallos hacia arriba. Pensé que sería una de los millones que tengo en el jardín. Cuando al rato, otra...otra más...ummmm!! Me fui al extremo de las ramas a ver si había pulgón. Ni rastro de áfido alguno. Qué raro! Pensé...Cada vez había más entre las ramitas inferiores del Cornus así que lo saqué del contenedor y me encontré la "guarida" con la despensa llena. Qué majas ellas, tan currantas y previsoras...
Fijaos en las galerías que tenían construidas...

Una vez les concedí mentalmente la medalla al mérito al trabajo, con un palillo he eliminado los viandas de las pobres hormigas y he destruido los "pasillo" del hormiguero que he tenido al alcance. Las hormigas salían del  centro de la planta así que seguro que tenía que haber un pasadizo desde la cámara principal hasta allí pero no he querido toquetear demasiado el cepellón para no arriesgarme a romper las raíces. al trabajo desde luego no estaba dispuesta a plantar el Cornus con habitantes en sus raíces así que he llenado un capazo con agua y le he echado un chorro generoso de jabón potásico y he dejado en remojo el cepellón para que las hormigas se ahogasen.
Tras permanecer una media hora en remojo he vuelto a sacar la planta y he comprobado durante un buen rato que no salía hormiga alguna de la tierra por parte alguna. Problema resuelto...Requiescat in pace!! (y mi pobre cornejo más aún jejej)
Feliz tarde de domingo, amigos lectores.
María.

6 comentarios:

  1. Menos mal que les haces un examen a todo aquello que vas a plantar, de no ser así habrías insertado ese hormiguero en tu jardín.
    Buen trabajo, María ¡no has dejado ni una!
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Montse....como no tengo yo hormigas en el jardín de todo tipo, como para que me vengan en los contenedores ajajjaja A ayudar a las inquilinas más antiguas a fastidiar y traer más pulgones.

      Eliminar
  2. Detras de pittosporum hay unas hojas alargadas... que es?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Kata, creo que te refieres a Polygonatum multiflorum,la de tallos curvos con hojas a ambos lados que sobresalen por encima de la altura de pittosporum, supongo que no hablas de la pequeña mata de la derecha (por detrás también del arbusto) que es un geranium vivaz.

      Eliminar
  3. También se conoce como Sello de Salomón. Aquí te pongo un enlace para que veas si quieres el artículo en el que hablé de esta vivaz:
    http://eljardindelaalegriaenmadrid.blogspot.com.es/search?q=Polygonatum+multiflorum

    ResponderEliminar
  4. Vaya lata esto de las hormigas y acompañantes :( menos mal que los revisas a conciencia, yo creo que tengo yo uno en mi dama de noche, tiene pulgón y suben y bajan hormigas lo mas lógico sería que hubiera hormiguero dentro no?,asi que hare como has hecho, no sabia como solucionarlo si quitar la tierra o como jejejjej, me gusta tanto esta planta que me da miedo que le pase algo. Saludos

    ResponderEliminar

Anímate a dejar tu opinión !! Tu comentario siempre será bienvenido