martes, 30 de mayo de 2017

Combinar rosales III: Rosa 'Purple Skyliner' y Teucrium hyrcanicum 'Paradise Delinght'

Hace unos días os mostraba una combinación en la que también formaba parte rosal.
Al jardín trasero no se accede directamente desde la calle. Antes debe pasarse por un espacio previo con un rincón en el que hicimos una fuente de piedra. Este rincón está separado del camino por una estructura de madera formada por dos celosías a ambos lados de la entrada.
A la derecha de la fuente crece Rosa 'Purple Skyliner' sobre una de estas celosías. En ese rincón hay también una Catalpa bignonioides que con el tiempo, al crecer, restará el demasiado sol que recibe el rosal.
Es curioso que este mismo rosal, del lado orientado al este, sus rosas permanecen más oscuras durante más tiempo. Por el contrario, las que se abren orientadas al oeste que es desde dónde os muestro estas fotografías hoy, palidecen mucho más rápidamente y son algo más claras.
Quería una vivaz no demasiado alta que cubriera rápidamente el suelo que rodea la base del árbol. A finales de 2015 dos amigas mías, Isabel y Maite durante unos días que estuvimos juntos aquí en casa, me trajeron unas cuantas Ajuga reptans 'Rosea'. No sé por qué razón pero no superaron el invierno y desaparecieron. Sus agujas florales erguidas y en tonos violetas me hicieron pensar a la hora de elegir plantas en Teucrium.
Quería una planta que no precisara demasiado riego y que no tuviera mucha dificultad para cubrir todo el espacio bajo el árbol.
Creo recordar que fue en una conversación con otra amiga, Claudia, en la que surgió la idea de plantar aquí esta planta perenne. No la conocía hasta que ella lo mencionó y en cuanto vi las primeras imágenes de sus preciosas espigas florales me quedé prendada de la planta. Me parecieron bellísimas, describiendo esas curvas sinuosas!! Su forma estrecha y alargada pensé que harían un bonito contraste con los grupos redondeados de las rosas de PS.
Es posible que cuando la Catalpa bignonioides sea muy grande, esta zona tenga poco sol para esta planta pero como para eso falta todavía varios años, cuando se plantee el problema ya veré como lo resuelvo.
Todos sabemos que púrpuras, morados, malvas, lilas...son colores que aparecen en las imágenes que vemos de las plantas pero no son del todo fiables. Dependen muchísimo de la luz que incida sobre las flores, de la cámara. Plantas con flores totalmente púrpuras en Internet y las propias fotografías que yo misma he obtenido, han aparecido mucho más violetas. Así que no las tenía conmigo cuando las incluí en mi pedido.
No estaba segura de que las espigas florales de Teucrium hyrcanicum 'Paradise Delinght' fueran en la misma gama de color que Rosa 'Purple Skyliner'  y eso para mí era importante. Aunque miré varias páginas para comparar los tonos, asumir el riesgo era inevitable porque no tenía la posibilidad de verlas en la realidad antes de cultivarlas en mi jardín. Finalmente me decidí pensando que si no tenían la tonalidad que yo buscaba, les encontraría otra ubicación en el jardín. Probar, arriesgarse y equivocarse es parte del la creación de un jardín  y de nuestra aprendizaje como jardineros. Verdad? :)

Afortunadamente no son púrpuras, si no en la gama de violetas/morados, como el rosal. Así que encajan muy bien el uno con el otro.
En las zonas menos próximas al rosal, me gustan las espigas sobresaliendo por encima de la planta y contrastando con el verde intenso de la hiedra que cubre la valla metálica que divide mi jardín de la propiedad del vecino.
No os puedo contar demasiado con relación al comportamiento de esta perenne porque como os digo, la incluí en un pedido del otoño pasado. Las planté y lógicamente pasaron el invierno como pudieron las pobres pero fue comenzar la primavera y ya veis lo frondosas que se han puesto. 
Tampoco os puedo hablar de cuánto dura su floración. Sí que os comentaré que en mi jardín han alcanzado mucha más altura de la que hablan en las páginas de viveros en la web que mencionan 30/40 cm. Por curiosidad ayer medí las mías y están en torno a 75/80 cm.

Tampoco se ha comenzado la floración en los meses que figuran en estas páginas. En mi caso se ha adelantado muchísimo y es ahora cuando están empezando a abrirse las diminutas florecillas que forman sus espigas.
Según he leído parece ser que es una planta que se autosiembran. Detalle que es muy de agradecer porque así podré obtener otro ejemplares para cubrir el suelo de algunas zonas del jardín.
El suelo dónde crecen es una mezcla de sustratos con mucha calidad a base de tierra vegetal, estiércol bien maduro, humus de lombriz y algo de turba rubia. Es la mezcla con la que rellené el arriate que forma la base de la fuente y que llega a unos 40 cm por encima del nivel del suelo del jardín. Quizás por eso se han hecho tan grandes, porque es una tierra suelta, esponjosa y bien nutrida, dónde sus raíces no tienen dificultad alguna para desarrollarse.
Reciben aproximadamente la misma cantidad de agua por goteo que el resto de plantas del jardín y no he visto nunca indicios de languidez que denoten necesidad de más hidratación.
Pertenece a la misma familia que Nepeta, lamiáceas, con las que tiene muchas semejanzas en su follaje: nerviaciones muy marcadas, tallos cuadrangulares y  cierta pubescencia tanto en su haz como en su envés.

Como podéis ver hay muchísimos arbustos y perennes que pueden combinar perfectamente con los rosales además de entre sí mismos. Esta es la tercera entrada que dedicamos a la combinación de rosales. En la primera juntamos dos rosales con flores muy diferentes en tamaño, color y forma. En el segundo mezclamos una variedad de rosal con flor grande pero sencilla con las inflorescencia de una trepadora preciosa, una hortensia y en este último ya lo veis una planta perenne es la que hace pareja con el rosal. 
A mí esta combinación me parece bonita. Creo que lo importante en este caso ha sido lograr de una parte un contraste muy marcado en cuanto a la forma de las flores manteniendo a la vez una homogeneidad en las tonalidades.