jueves, 4 de mayo de 2017

Rosa 'Munstead Wood'. El brillo de la seda!!

Hoy no quiero hablaros de Rosa 'Munstead Wood'. Lo hice el año pasado en un artículo en el que describí como se comportaba el rosal en mi jardín con todo lujo de detalle. 
Y no quiero hablar de él porque cualquier cosa que yo diga, sobra. Lo dicen sus rosas. Las que podéis ver en estas fotografías aunque no sean de una calidad extraordinaria, hablan por sí solas de un rosal tan maravilloso como RMW. 



Hoy me apetece contaros parte de mi día y hablar de nosotros, los que tenemos esta afición que casi llega a la obsesión. Eso dicen algunos de nuestros amigos y familiares. Sin duda los que no les gustan los jardines. Los que aman las rosas y las plantas en general nos entienden perfectamente. Por supuesto!!
Los jardineros somos gente paciente. Sin duda. O al menos somos gente que sabemos dominar la impaciencia (más bien esto en mi caso). Por qué digo esto? Pues porque hoy he disfrutado, creo, de uno de los pocos días de no hacer absolutamente nada en mi jardín. Nada? jaajaj No exactamente. Me refería a nada laborioso, a nada que me cansara. Ahora os explico.
Ayer estuve a punto de colgar este artículo sobre Rosa 'Munstead Wood' pero preferí aplazarlo tan sólo un día más en la esperanza de que no lloviera. Miré la página del tiempo para ver la temperatura que haría hoy y al ver que el día sería cálido me decidí a aplazar el hacer las fotografías al día de hoy. Me alegro de haber tomado esa decisión a la vista de como están hoy mis dos RMW.





Suelo madrugar mucho. Me gusta, tengo la impresión de aprovechar bien el día aunque a nivel del jardín evidentemente sin luz no puedo hacer nada. Pero sí hago!! Siempre hago. Hay mil temas, revisar agenda y ver qué hay pendiente en el jardín para hacer, terminar un pedido de plantas o productos de jardinería, revisar información para nuevos artículos, o simplemente elegir fotografías para colgar en la siguiente entrada que ya tengo escrita. Tan pronto he visto salir el sol he cogido mis muletas y me he ido a dar mi paseo Cachis!! No había la luz adecuada para hacer estas fotografías que comparto hoy con vosotros. Demasiado azul. Las rosas eran casi casi negras.




En fin, no había más remedio que esperar. He mirado el móvil. Casi las ocho!!! La ambulancia estaba a punto de llegar pero a mí no había quién me despegara de mi posición frente a R. Munstead Wood. Qué hermosura de rosas!! "Dos minutos más" me he dicho. Dos? y tres y cuatro jajajaja Tantos que he dado lugar a que venga la ambulancia y me he asustado cuando he escuchado llamarme al chico que la conduce.
Me ha dado cierto corte porque al ver su cabeza asomando por encima de la puerta mirándome se me ha ocurrido que llevaría un rato ahí viéndome tan ensimismada y que se ha decidido a llamarme porque ha visto que yo estaba absorta. ajajjaa Pensaría que qué haría esa mujer ahí de pie con las muletas, sin moverse, mirando tan fijo las rosas? Por su edad, seguro que no se imagina el placer que yo estaba sintiendo contemplando mis rosas.


Soy como un crío chico a veces. Hoy hubiera mentido y de no estar allí la ambulancia hubiera llamado con cualquier pretexto para no ir a la rehabilitación ajajjajaj Como los chavales que hacen novillos en la escuela me he sentido!!
Y es que tenía tantas y tantas ganas de seguir mirando las flores!! Pero no, mi estado de salud no permite hacer estas cosas. Sé que tengo que hacer la rehabilitación y que las rosas deben esperar así que nada, allá que me he ido al hospital como cada día.


Estaba deseando que la sesión terminara y me devolvieran a mi casa y si habitualmente la hora que voy no se me hace larga hoy se me ha hecho eterna. Ay!! Por fin en mi jardín me he dicho al llegar!!


Me gustaría ser de otra forma pero no lo puedo remediar. Tengo que consultar lo que debo hacer, lo que hay pendiente, soy tan tontamente aplicada ajajjaja. Así que directa a la agenda del jardín. Uffff Cuántas cosas!! Y con lo que me cuesta trasladarme a cada sitio con el dichoso taburete portátil. Un paseo. Llevar las herramientas al lugar. Otro paseo. Traer el capazo para los restos. Tercer viaje. Total que cuando voy a sentarme para hacer cualquier trabajo ya estoy exhausta jajajaj
Había que despuntar las Genista 'Porlock', y podar la Kerria japoníca 'Pleniflora' y la Spiraea x Vanhouttei y quitar las ramillas secas de una de los dos Vitex agnus castus 'Latifolia' que cultivo porque el otro ya lo limpié el otro día. Me agoté sólo de pensar en el trabajo. Ni pensarlo. Todo eso en mi estado no podía hacerlo en un día!! Y no porque estos trabajos sean abrumadores, si no porque con la pierna así a mí me resulta absolutamente difícil ubicarme en una posición que pueda estar sentada (eso cuando el terreno me lo permite, que generalmente no me lo permite y tengo que esperar a que venga mi ayudante) y todo es tan lento...desesperadamente lento para mi forma de ser!! Bueno, ya me recuperaré :)


Como siempre hago desde que estoy así hago la selección de lo que está a mi alcance. Ummmm lo más fácil y rápido? El despunte del Vitex. Allá que me he ido. Al bajar por el camino de las acidófilas ya lo he visto. He visto como estaba el arriate de las rosas rugosas. Ayyyyy hubiera dejado las tijeras y me hubiera ido directa a las rosas pero no. Las he mirado solo de reojo para no dejarme tentar. Y sin querer mirarlas para no levantarme del dichoso taburete he terminado aplicadamente mi trabajo del limpieza del arbusto.


Se acabó!! Me he dicho. No hago más!! Que le den... Estoy segura que vosotros que me leéis, jardineros la mayoría, seguro que me entendéis perfectamente las pocas ganas que te entran de podas cuando a cuatro metros tienes unas rosas maravillosas ajjajaj ;) A que sí?

Y es que llevamos meses y meses trabajando. Meses de desvelos, de hacernos polvo los antebrazos con los aguijones al podar, montones de veces de cargar con la mochila y hale!! A echar jabón potásico a ver si eliminas los dichosos pulgones que has visto en el último paseo y que sabes que no debes descuidarte con ellos. Menudos son reproduciéndose!! Cuántas veces recorremos el jardín con la carretilla cargada de estiércol o de acolchado? Cuántas veces muertos de frío para ver si la última helada fastidió los brotes recién formados en los rosales.. Fertilizantes, preventivos contra el oídio, aceites insecticidas...uffff Qué os voy a contar a vosotros? Si seguro que os pasa igual... Sí, así es el jardineo. Puro trabajo. Pero además trabajo del constante, del que hay que hacer sí o sí en su momento oportuno. No vale eso de ...la semana que viene que ahora no me apetece. Sabes que tus rosales precisan lo que sea en ese momento del año, y lo haces. Simplemente. Sin cuestionarte si estás o no cansada y si tienes o no ganas. Es así. A que sí?  :)
Pero llega mayo!! Ayyy llega y todo el trabajo que hicimos se olvida, se olvida el cansancio, se olvidan los desvelos... allí están ante nuestros ojos!! Las joyas de la corona del jardín, las rosas!!


Y te dices...es verdad que van a durar tan sólo unas semanas. Porque es así, porque muchos, una vez termina su única floración,, se acabó!! Hasta el año que viene. Es verdad que con suerte los reflorecientes nos darán más rosas durante la temporada pero como éstas? No, como éstas solo son éstas, las primeras!! 

Y sí, llegará el otoño, y con la bajada de temperaturas vuelven de nuevo a resurgir y su vegetación achicharrada en el verano empieza a crecer de nuevo con un aspecto fresco de nuevo. Sí, es cierto... pero esta explosión? Esta perfección en las flores? :) No, como las rosas de mayo no hay ninguna otra durante todo el año. Sin duda las rosas de otoño son hermosísimas, a veces en color incluso más bonitos que en plena temporada por la tibieza de la temperatura pero no, los arbustos no tienen este lustre, estas hojas nuevas, este aspecto de recién brotado. No, los rosales ( y digo rosales y no rosas solamente) no están nuevos. Llevan a cuestas ya el verano que todo lo castiga y aunque en otoño renacen como Ave Fénix de sus cenizas, no parten de cero como ahora. 


Ahora el sol ha entibiado pero no quemado. Las hojas no han tenido tiempo de dañarse. Todavía no nos sobresaltamos al ver el dichoso polvillo blanco sobre ellas (Ya llegará ajjajaj No sufráis!) Las plagas aún no hicieron estragos. El suelo está en su punto, sin llegar a achicharrar las raíces. La primavera trae la lluvia y con ellas el aire se llena de la humedad que nuestras rosas necesitan. Y por qué no decirlo? Nos pillan a los jardineros descansados. Anhelantes de comenzar la temporada. Dispuestos a cualquier desvelo. Atentos a lo que precisen....Sin duda ahora las rosas juegan con ventaja porque lo tienen todo para ser hermosas. Las yemas apenas hace dos meses que han estallado y las hojas, los tallos, las rosas... son eso, como lo recién nacido!! Puro, limpio, casi perfecto!!

Por eso hoy me he dicho que me merecía disfrutar. Que la poda de la Kerria no iba de un día. Que la espirea podía esperar. Y no me he sentido culpable en absoluto como me ocurre muchas veces cuando retraso algo el trabajo. No. Hoy era mi turno!! 
Seguro que os habéis sentido así muchas veces. Miráis los rosales y es inevitable sentir una gratísima satisfacción interna. Os decís que ha merecido la pena hacer un buen trabajo con ellas durante los meses previos y que os merecéis disfrutar de esa belleza conmovedora que llena muchos rincones de nuestros jardines.
Como las mieses para los agricultores, esta es nuestra cosecha!! O acaso no es así? Estos días en que nuestros rosales se cuajan de flores por supuesto lo hacen porque genéticamente están preparados para hacerlo pero para el jardinero es inevitable pensar y valorar su trabajo en función del resultado.

Sí, hoy me he pasado mucha parte del día de rosal en rosal. Acercándome a las rosas y aspirando su aroma. Y como siempre que contemplo una rosa de esta belleza me pregunto como la Naturaleza es capaz de hacer algo de esta hermosura!! Creo que nos pasa a todos. Es tal derroche de belleza...
Me gustan casi todas las rosas. Las sencillas y las repolludas; las de colores tiernos y las que, como esta, son pura seda!! Las pequeñas y las grandes. Casi todas!! Pero algunas...Ay!! Algunas como Rosa 'Munstead Wood' me sobrepasan!! No sé la cantidad de fotografías que he hecho. No podía dejar de disparar!! Ésta la última me decía. Pero que va!! Daba la vuelta al rosal y me encontraba con otro manojo de capullos, otra rosa plena y abierta del todo, otra con un vuelo en sus pétalos que me resultaba imposible no fotografiar.
Este primavera RMW tiene sus rosas con un color tan oscuro!! Estas temporadas pasadas florecía siempre en tonos más claro y para poder disfrutar de las rosas realmente oscuras características de este rosal tenía que esperar al otoño. 
El año pasado estos rosales florecieron al inicio de junio. Es posible que el adelanto de la floración, con unas temperaturas las de abril más suaves que las del mes que comenzamos haya influido en ello. No lo sé. La cuestión es que los dos rosales que tengo de esta variedad se han comportado igual.
Las rosas de este año tienen, eso, un brillo de seda pura!! Mirando fotografías de la temporada de 2016 y comparándolas creo que estas son más bellas todavía.  Aunque han crecido bastante los dos rosales más que crecer en altura lo que han hecho es tupirse, hacerse más espesos. Pero sin duda su cambio más importante ha sido el color de sus rosas. Mucho más oscuras en los dos.

Quizás el de la parte de delante de la casa es aún más oscuro. Pero ambos han tenido este año un tinte violáceo que el año pasado era más púrpura. No sé si quizás las enmiendas del suelo que he ido incorporando hayan cambiado un poco el pH y quizás por eso este cambio de matiz.
Este rosal de delante de la fachada de la casa tenía hoy rosas de unas tonalidades tan profundas, tan oscuras!! Qué maravillosas!! Y con tantos matices... entre la oscuridad de los pétalos aparecen otros con tintes magentas. Puede ser más hermosa? Cómo un jardinero va a dejar de quedarse extasiado contemplando las rosas? Si tienen tantos detalles.. ese matiz, ese destello en la base de los pétalos externos que ilumina la rosa es el colmo de la belleza...

Hoy os muestro las rosas de RMW pero han sido muchas otras las que he tenido frente a mis ojos . Cómo no estar todo el día de hoy sonriendo si me lo he pasado disfrutando de mis rosas?