jueves, 30 de junio de 2016

Por fin hemos visto los pollitos dentro del nido!!

A finales del mes pasado descubrí que en uno de los olmos del jardín habían anidado unos rabilargos (Cyanopica cooki) . Qué alegría!! :) He estado este mes viendo su trajín cebando a los pollitos. Cada tarde he pasado un buen rato observando como iban alternándose en la alimentación de las crías y me ha encantado asistir al proceso.
La horquilla formada por ramas dónde han construido el nido estaba bastante alta. No menos de seis metros del suelo así que ni soñaba con ver los pollitos. Imposible que desde el suelo viera otra cosa que la parte exterior del nido pero me conformaba con la imagen de los padres viniendo con sus picos cargados de insectos e imaginaba como serían de lindos los pequeños rabilargos que habría dentro de él.
Pero ayer por tarde, entretenida mirándolos en sus quehaceres paternos observé algo que me dejó maravillada. Cuando notaban que los padres estaban cerca algo que me pareció un par de cabecitas se estiraban y asomaban por encima del nivel superior del nido!! Eran los pollos!! Madre mía. Gasté las pilas de la cámara encendida esperando poder hacer una fotografía de ese momento. Nada. No salían más que fotos borrosas..Y la luz del día se iba!! Habría que esperar a mañana.
Teníamos absolutamente claro que no había que molestar a las aves lo más mínimo. Que si intentábamos una fotografía ubicándonos desde cerca del nido tendría que ser cuando los padres u otros adultos (son muy gregarios y varios adultos pueden ayudar en todas las tareas de la crianza) no estuvieran.  
Así que esta tarde hemos trasladado al árbol una escalera bien alta y fuerte. La hemos dejado un buen rato allí para no estar demasiado tiempo trasteando cerca del nido y que los padres se alertaran. Y nos hemos alejado del árbol.


Por fin él ha subido a la copa del árbol  y ha intentado tomar una fotografía pero no ha sido posible. La parte superior de la escalera quedaban muy alejada del nido y las fotografías quedaban borrosas.
Nada. Vuelta a bajar. Dejar pasar rato para que se tranquilizaran si nos habían visto movernos entre la las ramas del árbol y cambiar la ubicación de la escalera.

Lo cierto es que el nido está tan alto que ni subiéndose a la parte más alta de la escalera ha logrado ponerse por encima del nivel del nido. La única fotografía que hemos podido obtener que fuera nítida ha sido ésta. Era realmente difícil sujetarse con una mano a la escalera y con la otra mantener el brazo totalmente estirado hacia arriba para situar la cámara por encima del nivel del nido y que la cámara tomara una fotografía nítida del interior sin mirar siquiera por el visor!!
Mientras estaba arriba han venido varios adultos y han llenado el aire de gritos protegiendo el nido. No hemos querido insistir. Permanecer rato allí arriba cerca del nido los hubiera asustado y no queríamos arriesgarnos a que abandonaran a los pollos así que una vez tomada la foto hemos desistido en seguir intentándolo.

Pero se ha logrado!! ufff estaba pletórica esta tarde cuando he abierto esta fotografía en el ordenador y he visto los dos pollitos. ajajjaja Qué alegría me ha dado!! No sabéis lo feliz que me siento de que las aves hayan considerado mi jardín suficientemente seguro y adecuado para criar...algo me dice que no vamos mal en este camino de crear un jardín que aspira a albergar la mayor cantidad posible de vida en él. Y no solo plantas!! :)