sábado, 23 de mayo de 2015

Acrobacias de un abejorro sobre la Lavatera

No tengo nada clara la variedad de esta Lavatera. No estoy segura de si es L. thuringiaca, L. maritima...No lo sé!
Qué asombroso crecimiento el de esta herbácea perenne!! Ha pasado de unos treinta centímetros cuando la planté el verano pasado a casi el metro esta primavera.  Pero no solo ha crecido a lo alto, se ha convertido en una buena mata llena ahora de capullos por abrir que durará en flor varios meses. Quizás no será nunca la planta estrella de la zona dónde está porque claro, teniendo al lado una rosa como 'A Shropshire Lad' es difícil destacar!! :)
Pero Lavatera es una planta estupenda, creo yo, como acompañamiento. Se conforma con un suelo no demasiado rico y con pocos riegos. Eso sí, exige sol para florecer bien y una buena poda en marzo para que emita muchas ramas que formen la bonita mata en primavera tupida de ramas con los extremos floridos.

De tallos y hojas pilosas, me parece que tienen unos bonitos tonos de verdes agrisados que hacen buen contraste con la vegetación circundante.
Está ahí sin decir mucho, discretamente durante buena parte del año, hasta que ahora, en mayo,  sus ramas con capullos axilares ambos lados,  empiezan a abrirse y muestras flores que no por sencillas son menos bonitas. 
Cinco pétalos con nervaduras en color más oscuro y unos estambres soldados formando un tubo muy atractivo. Desde luego lo es para los insectos a tenor de las acrobacias que practican en él!!
Es visitada a todas horas por muchos insectos y este abejorro, en concreto, estuvo acompañándome todo el rato que duró la sesión fotográfica aunque lo cierto es que más que la planta fue él el protagonista de la sesión!!


Él a lo suyo y yo a lo de él jejeje Que no es poco. Porque hay que ver la de posiciones que llega a adoptar para rebañar bien todo el néctar!! Increíblemente bonito este bichito peludo haciendo su trabajo. Verdad? :) De cabeza, de lado, hasta el fondo...no dejó ni una gota :) Terminaba con una flor y a otra!! Tanto tiempo estuve entretenida mirándolo que la luz se  me fue y así han quedado de regulares las fotografías de la planta en este artículo. Pido disculpas a mis lectores pero me parecía tan lindo este currante incansable!! Hasta me identifiqué con él jajajaj gordita y trabajadora, como él!! :D






Aquenios plumosos tras la floración de Clematis macropetala

Casi no se me había borrado de la cara la sonrisa que me produjo ver trabajar incansable al abejorro sobre la Lavatera y mientras paseaba por el camino serpenteante que recorre el jardín trasero disponiéndome a hacer mi último "pase de revista" a las plantas cuando me fijé en ellos. 

Ya no restaban más que los últimos rayos de sol de la tarde antes de ocultarse tras el horizonte. Es en este momento cuando golpean contra la esquina NE de la casa, iluminando las plantas con una luz dorada y preciosa después de hacer el sol todo su recorrido sobre el cielo!!
En este lateral del jardín trasero hay plantas que no quieren estar bañadas por el sol del mediodía y estos últimos rayos ya no las dañan. En esa esquina crece una bonita clemátide, Clematis macropetala con unas flores azules o malvas (según la luz que incida sobre ellas) que enamora!!


No podían pasar desapercibidos. Brillaban como joyas!! Me refiero a los aquenios que se forman tras la floración de esta trepadora  (Una especie de fruto que tiene una semilla solamente)
A veces me pregunto cómo puede la naturaleza derrochar tanta y tanta belleza :) Abejorros, frutos, insectos, aromas, brisas, movimientos, luces y sombras...Sí, un jardín es mucho más que plantas!! :)